#PorlaNaturaleza

La justicia en el banquillo

Publicado: 2014-10-29

Desde hace varias décadas Luis Pásara se ha dedicado a auscultar con agudeza y sin contemplaciones diferentes aspectos de la realidad peruana, siendo uno de sus temas de mayor interés el funcionamiento del sistema de justicia. Por ello la publicación del libro "Una reforma imposible: La justicia latinoamericana en el banquillo" (Fondo Editorial PUCP, 2014) es una buena noticia para quienes consideramos que una de las principales trabas para convertirnos en sociedades democráticas es la falta de autonomía de nuestros sistemas de justicia.

Pasara nos dice que "empieza el libro haciendo el contraste entre lo que normalmente aludimos como justicia, que es totalmente distinto al otro sentido de lo que es el aparato de justicia, que se supone que nos debe hacer justicia".  Y añade que el libro "está escrito no para abogados, sino para  cualquiera que se pregunta por qué la justicia es mala y por qué parece que no se le puede cambiar"

Al ser interrogado por las razones del problema y las trabas para la reforma del sistema de justicia, Pásara señala que "un nudo clave está en la manera en que se forman los abogados, que son los que van a operar el sistema como jueces, como fiscales, como defensores o como abogados particulares". Sobre todo pone énfasis en estos últimos que "ha sido preparado para una manera de ver su trabajo...que está tan alejada de la realidad, que es tan abstracta, tan formalista, es tan apegada a los principios jurídicos y no a los conflictos que tienen que resolverse que se convierte en un nudo muy difícil de disolver"  

Otro problema que "resulta inexplicable" para Pásara es "por qué en el sistema educativo desde la primaria no se enseña...cómo funciona el sistema", es por esto que afirma convencido que "la mayor parte de la gente en el Perú no sabe la diferencia entre un juez y un fiscal".  Esto es lo que permite que "el abogado juegue un rol malsano, porque no está interesado en que su cliente entienda. Está interesado en manejar el caso...hace que el juicio se prolongue, mientras tanto cobra y si al final pierde le dice al cliente 'mire, al juez lo compraron'"

Eppur si muove: A pesar de todo hay avances  

A pesar de su habitual pesimismo señala que en el caso peruano hay avances . Pone como ejemplo "la sentencia a Fujimori es una prueba de que se ha avanzando, ya que a ningún presidente se le había juzgado en el Perú" y además "en el postfujimorismo se encarceló y se condenó a una cantidad importante de gente"

De otro lado considera que "hay niveles de institucionalización que han mejorado" poniendo como ejemplo el caso de Consejo Nacional de la Magistratura que "pese a que se dicen cosas horrendas...ha logrado institucionalizar procesos de nombramiento, procesos disciplinarios, de manera más o menos organizada". Pero añade que "es relativo con relación a lo que pasa en el resto del país, donde uno ve que las cosas son un desmadre"

Otro ejemplo de avance, que encuentra Pásara es la reciente sentencia al ex congresista y ex ministro aprista Aurelio Pastor que demuestra que es posible que "algún grande puede caer".

Ancash: ¿mafias o redes?

Por último, en relación al escándalo del gobierno regional de Ancash y de otros casos recientes de corrupción en gobiernos regionales y locales considera que no se puede hablar de mafias, sino más bien de  "redes ilegales inestables, que se alían en relación con los intereses que puedan pagarles, y ahí ha entrado el poder judicial, policía, etcétera". 

Ahora bien Pásara señala que frente a esta situación el poder judicial cuenta con mecanismos para "procesar y limpiar", a quienes hayan estado involucrados y ahora que "todos estamos mirando el caso de Ancash van a tener que hacerlo". Pero además "hay que conseguir gente que sea confiable...aunque eso es más difícil que lo anterior".

...

De fácil lectura "Una reforma imposible" (Fondo editorial PUCP, 2014) es un libro que nos puede ayudar a imaginar vías distintas de imaginar y de cambiar nuestros sistemas de justicia. Y por ello, su lectura resulta imprescindible para quienes estamos convencidos que -a pesar de los avances limitados que se puedan haber dado en los últimos años- el reto es enorme, pero hay que afrontarlo, si es que creemos que podemos construir una sociedad de ciudadanos y ciudadanas libres y iguales ante ley.

Lea más en Lamula.pe

Luis Pásara le responde a Rafael Correa

4 razones que explican por qué son tan lentos los juicios por Derechos Humanos en el Perú


Escrito por

El Arriero

Javier Torres Seoane: Antropólogo de profesión y comunicador de oficio.


Publicado en

El arriero

Un blog de Javier Torres Seoane